¿Qué es esa cosa rara llamada “Ejido”?

Publicado el 28 noviembre, 2017

El ejido es una institución del sistema legal mexicano que está relacionado con la forma en como se maneja la propiedad de la tierra.

 

Un poco de historia:

Si recuerdas tus clases de historia, nos enseñaron que en la revolución mexicana había un bando que luchaba para que la organización de la pertenencia de la tierra sea más justa.

En ese momento, la mayor parte de la tierra la tenían ricos hacendados y latifundistas; es decir, mucha tierra en pocas manos. Era la época en que estaba a todo vapor el sistema de las haciendas en el cual eran prácticamente esclavos los campesinos. Aquí en Yucatán lo recordamos bien con las haciendas henequeneras.

Algo similar a los feudos en Europa. Ellos trabajaban mucho por poca paga y todo se lo llevaban los ricos hacendados. Eran casi propiedad de las haciendas y pasaban varias de sus generaciones trabajando en ellas.

Luego los campesinos se lanzaron a la lucha en la revolución mexicana demandando otra organización de la tierra. Recordemos su lema “la tierra es de quien la trabaja”; básicamente querían que la tierra fuera de ellos, después de todo ellos eran los que se partían el lomo haciendo producir al campo.

 

Campesinos 1

Después de la revolución, con el triunfo del bando constitucionalista de Venustiano Carranza se promulgo la Constitución de 1917.  Quedó consagrado el artículo 27 de la Constitución, el cual dice, aún hasta hoy, que originalmente la tierra es de toda la nación y ésta da títulos y permisos para que sea explotada y aprovechados sus frutos. Ósea que el país a través de sus leyes e instituciones ejerce la soberanía del territorio.

Pero fue hasta que llego el Presidente Lázaro Cárdenas que por fin se llevo a efecto la llamada “Reforma Agraria” que básicamente consistía en hacer eso por lo que tanto habían luchado. Con base en la llamada “constitución social” (la de 1917), le expropio la tierra a los grandes hacendados y latifundistas para entregarla a los campesinos. Y ¿Cómo lo hicieron? con eso que estás pensando: el sacrosanto “ejido”.

CAMPESINOS 4

El ejido

Durante largo tiempo fueron constituyéndose ejidos por todo el territorio mexicano. Ahora está la tierra en muchas manos. Y está limitada la cantidad de terreno que una persona o empresa puede tener. Existen ejidos de miles de ejidatarios entonces ya te imaginaras como es organizar una “corporación” de más de mil cabezas en la que legalmente todos son iguales, misma voz y mismo voto; y le añadiría en la mayoría de los casos, por desgracia, ignorancia.

El ejido es pues básicamente una mezcla entre socialismo y capitalismo. Los campesinos son los dueños de toda la tierra que hay; en un sentido todo es de todos los que pertenecen al ejido. Los que están fuera de esa propiedad, no pueden adquirir derechos dentro, como si fuera la propiedad privada de los ejidatarios.

 

 La tierra ejidal ¿Cómo funciona?

 Como toda organización, el ejido tiene sus formas de gobierno y reglas establecidas principalmente en la Ley Agraria. Primero, es constituido por la asamblea de ejidatarios; o sea, todos los campesinos que son parte del ejido, cada uno con voz y voto. Esta asamblea elige a unos representantes llamados “Comisariado Ejidal”. Este comisariado se encuentra constituido por un presidente, un secretario y un tesorero; y son los encargados de llevar la representación legal y de dirigir los trabajos del ejido.

Las tierras del ejido se dividen en diferentes categorías, tierras de uso común, tierras parceladas y tierras de asentamiento humano.

CAMPESINOS 3

 

Las tierras de uso común son aquellas en las que los ejidatarios poseen un derecho de uso sobre un porcentaje del total de esas tierras, pueden utilizar esa superficie para sembrar y cosechar.

Las tierras parceladas son la superficie que ya está dividida para que un ejidatario o varios en común, como una copropiedad, puedan aprovechar esa superficie, en este grado ya se encuentra determinada la ubicación de esa superficie.

En las tierras de asentamiento humano se deja un espacio para que cada uno de los ejidatarios pueda instalar su vivienda y espacios comunes para la comunidad.

Ley de 1992

Antes la tierra no podía salir del régimen ejidal por lo que si un campesino deseaba vender su derecho no podía hacerlo a personas ajenas. Fue hasta la llegada de nuestro sacrosanto Presidente y villano favorito Carlos Salinas de Gortari y la nueva Ley Agraria de 1992 (la misma que sigue vigente hoy) que esto empezó a cambiar.

A partir de ese momento, los ejidatarios podían empezar a tener más certeza con los certificados de derechos parcelarios, es decir, que ya podían tener un pedazo de tierra del ejido a su nombre, podían ejercer total derecho sobre esa parcela pero aún no la pueden vender a personas ajenas al ejido en un sentido estricto, hasta que salga del ejido.

Para que finalmente alguien externo pueda adquirir algún terreno en una zona ejidal es necesario que la asamblea de ejidatarios apruebe que esa superficie salga de la zona ejidal y se constituya en propiedad privada. Un proceso largo y engorroso.

Ciertamente, el ejido representa una figura que en su romanticismo y quizá en algunos casos excepcionales puede funcionar, pero la realidad es que ha constituido uno de los grandes elementos que fomentan el subdesarrollo de México, porque conlleva la incertidumbre jurídica para alguien que finalmente adquiere o posee un terreno perteneciente al ejido. Plantea también un mayor costo para regularizar la tierra y sobre todo para explotarla, y es un sistema opaco y corrupto de cómo se maneja la propiedad de la tierra,  el campesinado y el campo en general en México.

 

Política

Cuando se creo el PRI (Partido Revolucionario Institucional) éste era compuesto, aún hasta hoy , por varios sectores; entre estos sectores está el campesinado, quienes fueron agrupados en la llamada Confederación Nacional Campesina (C.N.C). Aquí se congregan a los ejidatarios y campesinos para que a través del partido oficial, en un primer momento, les fuera dotada la tierra y beneficios a cambio de lealtad y el control político que ejercía el partido… es decir, la practica corporativa que hoy persiste en forma de clientelismo que sigue siendo parte del juego político principalmente del PRI. Pocos beneficios a cambio de lealtad política.

Campesinos 2

El futuro

Después de la Ley de 1992 la tendencia creciente es que la tierra poco a poco regrese a manos del capital privado; va saliendo lentamente del régimen ejidal. Sobre todo en las cercanías de las ciudades como Mérida, los ejidatarios que antiguamente trabajaban sus parcelas ya vendieron sus tierras o están deseos de venderlas a la especulación inmobiliaria, generando un crecimiento descontrolado que las autoridades solapan.

campesinos 5

2018

El campo, es un sector en el que la economía mexicana tiene gran potencial y que puede detonar otros sectores. Debemos de pasar de políticas asistenciales (regalar coas y semillas)  a generar más productividad en el campo que beneficie a los campesinos.

A nivel de los Municipios y Estados, las propuestas electorales deberían enfocarse en el mejor control del uso de suelo y detonar un desarrollo más distribuido que llegue a las comunidades ejidales en Yucatán; a ciudades al interior del Estado, y no seguir fomentando el centralismo peligroso al que estamos acostumbrados.

 

 

 

Tags: Campo, Ejidatarios, Ejido, Lázaro Cárdenas, México, Reforma Agraria, tierra

Autor: Gustavo Herrera

Abogado, Maestrante en Gobierno y Políticas Públicas. Me interesan los asuntos públicos y la incidencia de las sociedad en ellos.

...

Deja un comentario

Dejar de seguir a:

Aceptar
Cancelar

Seguir a:

Para poder seguir a este autor es necesario que se registre en nuestro sitio

Iniciar sesion con facebook

Colabora en Voz Abierta

¿Quieres colaborar? Deja tus datos y sube tu articulo.

Queremos escucharte

Facebook

Twitter

Youtube